¿Cómo tratamos el miedo de los perros?

Nuestro perro tiene miedo y no vive tranquilo por ello. Vamos a conocer las formas de tratar este problema para que sea un can feliz.

El miedo se puede tratar con feromonas caninas
El miedo se puede tratar con feromonas caninas

El miedo en los perros puede curarse pero siempre será a partir del diagnóstico de un etólogo canino y con la ayuda de un educador. Existen dos tratamientos especiales para este problema de comportamiento: la medicina específica y la feromonoterapia.

Podemos tratar el miedo en los perros con medicamentos especiales

Se han creado dos tipos de fármacos que pueden tratar esta conducta. 

Benzodiacepinas, que tienen una gran efectividad contra el miedo en animales y humanos. Son buenas para momentos puntuales porque calman con rapidez la angustia del ser vivo pero si el miedo de tu animal es persistente y tenemos que usar este medicamento durante un periodo largo, habrá que hacerle análisis de sangre a tu perrete para saber si su hígado no está sufriendo efectos secundarios.

Los antidepresivos. Estos fármacos también valen para los perros, pero siempre bajo prescripción de su veterinario. Su función es la de disminuir el miedo y aplacar la ansiedad relacionada con él. Esta función le sirve para evitar que el peludo tenga miedo a la situación que precede a la que realmente le asusta o a aquellas en las que pueda suponer que llega un peligro. Por lo tanto, cuando llegue el momento que le asusta de verdad, la sensación será menos intensa.
Una ventaja secundaria es que al reducir la ansiedad del perro, los antidepresivos hacen que el animal pueda concentrarse más y pueda aprender las órdenes que le ayudarán a olvidarse de ese miedo, es decir, al cambio de comportamiento.

Como los antidepresivos no son efectivos al momento y necesitan semanas para ello, lo que se suele recetar es una combinación de ambos. Hay perros que necesitan tratamiento de este tipo durante meses. Siempre se administrarán después de haber sido recetados por el veterinario.

¿Qué es la feromonoterapia?

Como la propia palabra indica es el tratamiento con feromonas, es decir, con la hormona social que transmiten información concreta a otros ejemplares de la misma especie y tienen consecuencias fisiológicas y comportamentales en ellos.
Su función es acatar problemas conductuales.

Sabemos de la importancia del sentido del olfato en los canes, por eso podemos hacernos una idea de la cantidad de feromonas diferentes que ellos segregan. De estas, las que más nos competen en este artículo son las que producen las madres peludas cuando están en pleno periodo de lactación.

Y es así porque estas hormonas, que expulsan a través de las mamas, ayudan al cachorro a tranquilizarse. Les inspira calma, seguridad y relajación.

Es sorprendente porque también tienen efecto en los animales adultos que están pasando etapas de ansiedad o momentos puntuales de miedo. Asi que, ¿por qué no usarlas cuando nuestro animal está asustado?

Existen en el mercado sprays que contienen feromonas y que al presionarlos las esparcen por el zona en la que esté tu perro.

Lo mejor es que no tienen efectos secundarios ni en mascotas ni en humanos; son inoloros y no molestan de ninguna manera.

Libera las feromonas en la habitación de la casa en la que más tiempo esté tu peludo y notarás que se siente más seguro con el paso del tiempo.

Etiquetas: Educación perroMiedo a los petardos

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS