Los peligros de dejar al perro atado en la puerta de la tienda o el bar

Si lo has hecho, no lo repitas, te pueden robar al perro, puede tener un accidente y te aseguramos que bien lo no va a pasar.

00:43

Tristemente es muy típico, al menos en nuestro país, eso de dejar al perro atado mientras se hace la compra en el súper o se toman unas cañas o una taza de café en el bar. Lo que en muchas ocasiones los dueños de canes que hacen esto no piensan es que sus queridos perros quedan a merced de personas sin escrúpulos que pueden robarles la mascota. Los motivos para el robo pueden ser diversos e, insistimos, reales, como que tu peludo sea de raza y lo quieran para criar o para venderlo, que deseen usarlo para peleas de perros, para cazar o porque simplemente pasaban por allí, les gustó tu peludo y decidieron llevárselo a casa.

Pero dejar al perro atado fuera tiene aún más riesgos para el animal. Hay canes que se ponen muy nerviosos y sufren ansiedad cuando se les deja amarrados, hasta el punto de poder estrangularse de tanto tirar. Si por el contrario logran escapar, pueden cruzar la carretera y ser atropellados, salir corriendo y perderse

Además, dejar a un perro atado en verano es obligarlo a sufrir las nocivas consecuencias de las altas temperaturas: malestar, deshidratación y hasta golpe de calor. En invierno podrá lloverle encima y pasar frío.

Vistos todos estos peligros, lo más sensato es que si te apetece tomarte algo en un bar, o te asegures de que tu peludo puede entrar o mejor lo dejes en casa. Igualmente para cuando vas a hacer la compra, no le dejes fuera, llévalo al hogar donde estará a salvo.

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS