Perros que deberían ser peligrosos y... ¡no pueden ser más adorables!

Las casas de cuyas verjas cuelgan carteles de “Perro peligroso” albergan canes y otros individuos del reino animal que más que peligro suscitan la más absoluta ternura. ¡No puedes perdértelo!

Los perros peligrosos pueden estar por todos lados, ¡cuidado! Te ponemos en situación para que no te ocurra nada malo, para que no caigas en las fauces de estas temibles bestias.

Un día cualquiera, preferentemente que haga buen tiempo y te apetezca salir a la calle, vas paseando por una zona tranquila de casitas bajas. Oyes el canto de los pájaros, la brisa te da en la cara y, de repente, ¡horror! Te topas de frente con un cartel de perro peligroso colgando de la verja de una de estas idílicas casas que ya querrías para ti. Te entra miedo, mucho miedo, empiezas a sudar y el corazón te va a mil por hora, intentas cambiarte de acera pero las piernas no te responden, tratas de pedir auxilio pero la voz no te sale de la garganta. Parece que es verdad eso que dicen de que cuando estás a punto de morir ves tu vida como en capítulos porque te está sucediendo en este preciso instante. Además, al final de la última entrega de tu vida parece que te encontraras en un túnel cuyo extremo se encuentra iluminado. Te sientes atraído por el resplandor y vas mentalmente hacia la luz pero algo frena el proceso. Tus oídos se activan y oyes pasos tras la verja de madera. Pasos que parecen ser dados por un ser grande y pesado perteneciente al mundo animal. No te da ni tiempo a reaccionar cuando ves un gran alaskan malamute que asoma su simpática cabeza por encima de la verja con el cartel de “Perro peligroso”. Sí, amigos, hoy os enseñamos unas cuantas fotos de casas con el cartel de “Perro peligroso” y "Cuidado con el perro" en las que viven unos canes que son peligrosamente difíciles de abrazar.

Continúa viendo nuestras galerías