El ocicat, el felino doméstico con apariencia salvaje

El ocicat es una raza felina muy reciente creada para que parezca un gato salvaje "en miniatura". ¿Quieres saber más sobre este curioso felino?

El ocicat es una raza de origen muy reciente y creada por la intervención humana, concretamente a principios de la década de los sesenta en Michigan (Estados Unidos). La intención de la primera criadora de ocicats fue reunir las características de los felinos salvajes en un gato doméstico, y lo hizo cruzando una gata que a su vez era cruce de siamés y abisinio con un gato siamés. Posteriormente se cruzaría con otras razas, como el gato doméstico común.

En 1964 nació la primera camada en la que había gatitos ocicat, con apariencia de felino salvaje y el carácter doméstico y dócil que caracteriza a un gato siamés. Junto con el mau egipcio y el bengalí, es uno de esos gatos domésticos de apariencia salvaje, y suele haber muchas dificultades para diferenciarlos, pues las características son muy parecidas, sobre todo entre este y el mau egipcio (las manchas del bengalí son diferentes). Sin embargo, el ocicat, a diferencia de los otros dos, procede del cruce de razas ya establecidas, con el único (y muchas veces discutido) propósito de crear una raza nueva a capricho del humano.

El ocicat es un gato de tamaño mediano a grande, con las orejas grandes (especialmente cuando es cachorro), cabeza triangular que le da esa apariencia de felino salvaje, y ojos almendrados y algo oblicuos, en los que se admiten todos los colores excepto el azul. El pelaje también puede presentar patrones muy variados, siendo el más común el moteado de colores chocolate y canela, pero también podemos ver gatos ocicat con pelaje en tonos plateado, gris, anaranjados o color topo. En cuanto al tipo de pelo, es corto y suave y de fácil mantenimiento.

Su cuerpo es alargado y musculoso, y sus patas son fuertes y de una longitud media. En cuanto a su carácter, el ocicat es muy activo y sociable, y no es un animal excesivamente independiente; por el contrario, le gusta estar en compañía de su familia.

Como raza, es muy reciente, y aún es difícil encontrar gatos ocicat. Como siempre ocurre con razas creadas a propósito, hay cierta controversia sobre si de verdad era necesario crear una raza nueva sólo por el capricho del hombre. En cualquier caso, es una raza nueva, y como tal te traemos algunas curiosidades sobre ella:

Continúa viendo nuestras galerías