Adopción de animales: cómo, cuándo, dónde...

Adoptar un animal conlleva una responsabilidad añadida: estamos dando una nueva oportunidad a un animal, la que debe ser definitiva.

Adopción de animales: cómo, cuándo, dónde...
Pixabay

Por mucho que el corazón intente mandar, debemos adoptar siguiendo unas estrictas pautas que permitan una valoración real de nuestra capacidad de afrontar la llegada del animal al hogar. En el siguiente artículo pretendemos responderte a algunas preguntas como el cómo, cuándo y dónde adoptar.

Cómo

Adoptar es en realidad algo demasiado sencillo… Por desgracia, existen multitud de entidades de protección más o menos cercanas a nuestra vivienda. Hoy por hoy existen cientos, miles de animales esperando una segunda oportunidad, por lo que el acceso a estos desafortunados seres vivos es muy sencillo.

A pesar de esta “facilidad” y por mucho que nuestro corazón y nuestros sentimientos nos indiquen que debemos quedarnos con ese maravilloso amigo, debemos seguir las mismas pautas que con un animal que puede ser adquirido en un establecimiento: ¿es verdaderamente el momento de incorporar un animal al hogar? ¿están de acuerdo todos los integrantes de la familia? ¿dispondremos del tiempo y de los recursos necesarios para cumplir con las necesidades del animal?

Debemos tener muy presente que los animales que se entregan en adopción ya han pasado por una mala experiencia por el “error” de unos seres humanos que estaban convencidos de que aquel sería su mejor amigo.

Cuándo

En principio, podríamos pensar que la adopción se podría realizar en cualquier momento. Sí y no.

Cualquier momento es bueno para dar una nueva oportunidad a un animal con poca fortuna, es cierto, pero sí que podemos intentar que el momento sea el más adecuado.

Sería ideal que el animal entrara en nuestra casa en un momento de nuestras vidas en las que no suceda nada “anormal”, en un momento en el que el perro se encuentre con las rutinas habituales, las que disfrutará en la mayor parte de su vida.

Esto quiere decir que es mejor no adoptar al animal en épocas de vacaciones, estaríamos dedicando mucho más tiempo al animal del que en realidad podemos darle durante el resto del año. Esto puede alterar el comportamiento del animal cuando las vacaciones pasen. 

Dónde

Como decíamos al principio, existen demasiadas entidades de protección y, como en todo, existen buenas, excelentes protectoras… y otras que dejan mucho que desear.

Las buenas intenciones y el amor por los animales no aseguran unas buenas instalaciones, un correcto manejo de los animales, una adecuada alimentación, la salud…

No todas las entidades pueden asegurarnos el buen estado físico y comportamental del animal.

Antes de adoptar, también debemos informarnos de las entidades que vamos a visitar.

Etiquetas: Adopción de animalesAdopción de gatosAdopción de perros

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS